septiembre 19, 2020

Creció en la familia equivocada

Compartir
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Joey Hoofdman creció viéndose y sintiéndose diferente a sus hermanos e inclusive a todos sus familiares, fue algo que lo atormentó toda la vida y lo llevó a sentirse muy mal.

El joven holandés sintió un llamado de su corazón por lo que empezó a investigar su origen quería encontrar respuestas, ya que siempre en su casa sus padres habían comentado que su padre se reverso una vasectomía para poder concebirlo, porque ya tenía unos hijos de su primer matrimonio.

Fue necesario que su madre fuera inseminada artificialmente, por lo que sus dudas empezaron.

Esta situación lo afectó tanto que a los 15 años se fue de su casa a vivir con su primer novio, ya que sentía que era absolutamente diferente a sus hermanos y que decir de su padre, sentía que estaba en una familia extraña.

Sin embargo en medio de esta situación el padre de Joey falleció lo que lo llevó a una profunda depresión, que todos a su alrededor empezaron a notar, en sus visitas al psiquiatra lo motivó para que confrontara a su mamá, sobre su verdadero padre, pero su mamá se mantuvo en su historia, hasta se molestó porque su hijo pensaba mal de ella.

El joven decidió buscar la clínica de fertilidad donde había estados sus padres y descubrió que había muchas quejas sobre el mal manejo que se daba allí y hasta demandas por haber equivocado esperma en las fertilizaciones.

Doctor Norman Bawin

Sin embargo su sorpresa fue peor, al encontrar al dueño de la clínica y descubrir que era igualito a el mismo, lo busco personalmente pero el hombre había fallecido y finalmente encontró un grupo de Facebook donde muchos jóvenes aseguraban ser hijos de este médico, claro por malos procesos de la clínica.

En medio de su búsqueda encontró a su medio hermana, la que realmente pertenecía al hogar donde fue educado.

Así poco a poco fue encontrando medio hermanos, hasta el momento van 61, las autoridades autorizaron liberar el adn del médico para lograr establecer cuantos hijos engendró con su semen.

Finalmente las autoridades establecieron que el médico, quien era considerado una eminencia no solo confundió esperma de diferentes parejas sino que muchas inseminaciones las hizo con el suyo propio.

Joey ha superado sus problemas mentales, pues ya tiene mucho más de 50 hermanos con los cuales puede identificarse.

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
error: Content is protected !!