noviembre 30, 2020

Balearon a Víctor ‘El Carpintero’ en el centro de Bogotá

Compartir
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Indignación por el crimen de uno de los más queridos vecinos del barrio La Alameda

BALEARON A VÍCTOR ‘ELCARPINTERO’

Los matones esperaron a que Víctor Nieves llegara a la carrera 12 calle 22 y cuando arribó le propinaron dos impactos de bala y luego desaparecieron por las calles de la localidad de Santa Fe.

Indignación y tristeza es lo que viven los residentes del sector de barrio La Alameda, por la trágica muerte de uno de los más conocidos residentes del sector, de nombre Víctor Nieves Chará de 49 años, quien toda la vida se dedicó a las labores profesionales de la ebanistería y quien era conocido en el barrio La Alameda de la localidad de Santa Fe, como ‘Víctor el Carpintero’. Este hombre de buenos modales gracias a sus excelentes trabajos y por la forma de comportarse con los vecinos y allegados, se ganó el respeto y la admiración de todos. Pero según versiones oficiales personas del sector dedicadas a otra clase de menesteres le fueron cogiendo envidia y odio sentimientos que fueron creciendo a medida que fue pasando el tiempo.

Su vida

Este medio de comunicación logró conocer que Víctor Nieves, se había instalado en el sector hacia un buen tiempo y gracias a su dedicación al trabajo y de sacar a su familia adelante fue aprendiendo el arte de la ebanistería, probablemente enseñanza que adquirió en un taller del sector de un viejo conocido. Los años pasaron y de tanto trasegar en esa actividad que fue su escuela, aprendió los secretos de convertir la madera en arte convirtiéndose en un gran maderero. Sus trabajos fueron conocidos no solo por vecinos, si no personas fuera del barrio hasta el punto que era llamado por mucha gente para que le fabricara sus muebles.

Afectos

Gracias a estas obras de arte su fama voló por todos lados, hasta que conformó muy bien su empresa. Gracias a ese don que le dio Dios, podía levantar unos pesos para el sustento de la familia. Pero según versiones oficiales con el correr del tiempo, su trabajo se fue disminuyendo y quedó a la deriva. Solo hacia pequeñas labores lo que lo obligó a dedicarse a las ventas informales en las calles para conseguir dinero. Fueron duros momentos que vivió este hombre. Días más tarde cuentan los vecinos del sector, que llegaron personas de malas costumbres que dañaron por completo con la tranquilidad  que se vivía en el barrio y probablemente no querían que el antiguo y querido carpintero estuviera en la zona.

Un plan

Entonces de acuerdo con versiones oficiales le hicieron la vida imposible y lo único que querían era sacarlo del barrio a como fuera lugar. Los días, semanas y meses pasaron y el odio creció como bola de nieve y probablemente trazaron un maléfico plan quitarle la vida. El seguimiento fue exhaustivo para conocer sus movimientos. Mientras esto ocurría el hombre de las grandes obras en Cedro, Nogal y Roble continuaba sus pasos por las calles, sin imaginar que lamentablemente sus horas de vida estaban contadas.

La muerte

Una de las hipótesis que se manejan en torno a este triste hecho es que Víctor desde muy tempranas horas estaba en el sector y cuando el reloj marcaba las 10: 30 am. se dirigió a su sitio de residencia probablemente a recoger algún artículo y fue en ese momento cuando dos matones estaban ya siguiéndole los pasos. En el instante que llegó a la carrera 12 calle 22 de La Alameda (Santa fe), los criminales al verlo aceleraron el paso, lo alcanzaron y uno de ellos sacó el arma de fuego y en forma cobarde le disparó. Su muerte fue inevitable.

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
error: Content is protected !!